/Mecánica

Mantenimiento a tu cadena en 3 pasos

 

Ya sabemos todos que la cadena de una bici es una pieza muy importante, y por lo tanto, es imperativo que la tengamos siempre en el mejor estado posible. Darle mantenimiento es algo muy sencillo, pero muchos no saben este procedimiento. 

Necesitarás lo siguiente: Un desengrasante, un lubricante y ya sea esa maquinita que se muestra en la foto, que para esta tarea es lo mejor, pues puede adentrarse en los eslabones con más facilidad, o bien, un cepillo duro y delgado. 

Paso 1. 

Si tienes este cepillo o "maquinita" especial, el procedimiento es de lo más simple: vierte un poco de desengrasante dentro de la maquina, un poco menos de la mitad del recipiente. Después de esto, introduce la cadena (montada en la bici) dentro de la maquina y cierra la tapa del recipiente. Procede a pedalear hacia atrás de manera que la cadena comience a moverse a traves de los cepillos de la maquina, limpiándola profundamente. 

 

Paso 2.

Una vez que la cadena esta bien limpia, lo que sigue es quitar el desengrasante de la cadena, pues este es un corrosivo y puede dañar la cadena si lo dejamos más tiempo. Así que con un trapo, limpia todo el liquido desengrasante de la cadena hasta que quede seca. 

 

Paso 3. 

Ahora solo queda lubricar la cadena. Usa un lubricante específico para cadenas, ya sea para época seca o húmeda. Hazlo cuidadosamente en la parte del casette, asegurándote de que cada eslabón quede bien lubricado. 

Tip: Es una buena idea pasar otro trapo o servilleta por la cadena después de lubricarla, con el objetivo de retirar el exceso y evitar que se le pegue el polvo a la cadena. 

 

 

 

 

 

 

 

Relacionados